Qué difícil se nos hace publicar esta despedida, afrontar esta pérdida. Amigo, te hemos querido y cuidado desde que te dejaron en el refugio allá por el año 2009 siendo apenas un cachorro de un año. Te hemos visto crecer, madurar, mejorar. Hemos visto desaparecer tus miedos y tus desconfianzas año tras año. Y tú has visto irse a cientos de compañeros mientras esperabas tu oportunidad. Mojo, amigo, eras mucho más que un perro. Te convertiste en emblema de este refugio, en el niño mimado de quien hoy no puede soportar tanto dolor. Desde aquí te despedimos con el corazón roto en mil pedazos y te enviamos mil besos al cielo. A ti, amiga, el mayor de los abrazos en un día tan doloroso. Lloramos a tu lado.
 
#DESCANSAMOJO 🖤
#HASTASIEMPRE